Vamos a hacerla

Vamos a hacerla

Estos canallas nos van a dejar la escena envenenada antes de irse. Estamos asistiendo a las últimas puntadas que le dan al vestido defectuoso y mortuorio que le hicieron al país. No podía ser de otra manera. Siempre fueron la escoria que hoy se ve, la cara rota que hoy se les ve, el nido de las malas intenciones y la impiedad que hoy se les ve.

Pero se van. Vamos a tener que atajar todos juntos el regalo de mierda que nos dejan mientras ellos se van ultra ricos y todavía sin pagar costo, porque perder no les duele. Lo que les duele es se les ve lo que son, y no dan la talla para pertenecer al círculo rojo ni de la nariz de un payaso. Macri es un papelón global.

Nosotros tardamos mucho en generar la sincronía que hoy vamos captando y percibiendo minuto a minuto. En el Frente de Todos hay gente que se quiere y que no se ha querido y que se ha detestado. Pero a todo eso hay que ponerle un punto. Que no debe terminar en la victoria. Ahí es cuando nos vamos a poner a prueba. Esa es la única clave para abrir la nueva página. No hay resto para el recelo.

La unidad no es una palabra. Hoy es una víscera nuestra. Es nuestra placenta. Lo que nos da vida. Todos los motivos por los que antes nos quisimos mucho, poco o nada hoy son detalles. Si tuviera que pedir un deseo, uno solo ante esta torta que debe volver a ser redistribuida aunque hoy casi no exista, sería este: que nos enamoremos de lo que somos hoy, de lo que conseguimos juntos, del momento en el que decidimos empezar a escuchar las razones de los demás, de las ganas que tenemos todos de bailar hasta que no nos den las piernas, de la necesidad que tenemos todos de que los pibes coman, de que los pibes coman, que de que los pibes coman.

Compartir en:

1 thought on “Vamos a hacerla

  1. Alegato estremecedor .
    Nos colocaron en el basurero mundial .
    Una vez más los cantos de sirena de los norteamericanos y los europeos enceguecieron a la población no informada .
    El plan siniestro fue ejecutado a la perfección . Buscaron exiliar a las voces que debían defendernos.
    Cometimos errores de principiantes frente a maestros avezados en el odio. Lo pagamos muy caro .
    Nos aprestamos a librar la batalla decisiva .
    Nuestra Victoria no debe ser a lo Pirro .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *