El primer paso serio para saber cuál fue el camino de Santiago

El ministerio de Seguridad nacional denunció al segundo de Bullrich por el caso Maldonado. Esos que están ahora conspirando y poniendo obstáculos en el Congreso formaron parte de un gobierno que nunca creyó en la democracia, sino todo lo contrario. Columna de Juego de Damas, por Nacional.

Recorte 👇

Columna de Sandra Russo en Juego de Damas, en Radio Nacional AM 870. Conduce Luisa Valmagia, de Lunes a Viernes de 18 a 20 hs.

Escuchá todos los recortes en radiocut.fm

Compartí tu aprecio

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. No podemos sustraernos a la vorágine que la derecha nos introdujo , sin nuestro consentimiento , a nivel mundial .
    Caímos en la trampa de la envoltura , que con papel satinado , los medios embaucaron a enormes porciones de audiencia incautas que creyeron » religiosamente » todas las patrañas aaque urdian . Me tocó dejar a un peluquero que estúpidamente , por mirar el programucho de Lanatta , cuando estaba en pleno auge , me gritó que » yo pago Impuesto a las Ganancuas que va a la Campora » . Tamaña insolencia e imbecilidad debe ser castigada , y así lo hice . Cambié de peluquero .
    Para la columnista es muy arduo , fatigoso y difícil soportar este cuadro de cosas , fundamentalmente en su metier , dolorosamente infectado e infestado de personajes de opereta que perciben suculentos ingresos , por delante y por detrás , debiendo soportar una plaza o mercado muy reducido , donde están siempre los mismos y las mismas .
    Como se verá omiti comentar el tema central de la columna , la imputación de Noceti , un soldado de Bulrrich , que tiene sus manos manchadas de sangre , que no le importa en lo más mínimo por estar formado en la mentalidad castrense liberal antiperonista .
    Es importante la denuncia penal , para hablar apropiadamente , pero forma parte de un engranaje mayor que articula todo: los medios y el Poder Judicial . La columnista señala y ataca esa conjunción perversa.