La tensión entre la energía y el ambiente

Sobre los ineludibles debates que asoman y las tensiones que ya existen entre la sustentabilidad y el desarrollo. Nota de Marcelo Parra.

En los últimos tiempos se ha producido una fuerte tensión entre ecologistas y progresistas. Entre aquellos que quieren resguardar absolutamente al planeta y quienes dicen sí, pero mientras tanto también hay que seguir viviendo.

La minería y la crianza de cerdos han sido campo de batalla de estas tensiones. Y la producción de energía entra en el esquema.

Hay muchos prejuicios, mucha desconfianza en las fiscalizaciones, también mucha ignorancia e intereses en estos debates.

Con la intención de poner blanco sobre negro la cuestión de la producción de energía es que quisimos evaluar.

1-¿ Hay manera de seguir con la vida moderna sin producir energía?.

No, no la hay.

Si querés usar el teléfono, la compu y mirar Netflix, o si simplemente querés tomarte un bondi para ir a trabajar, vas a tener que producir energía. ¿Es mala esta noticia? Nunca es triste la verdad, lo que no tiene es remedio. De si la manejamos como adultos o nos refugiamos en la adolescencia saldrá la calificación.

Todo tiene un costo en la vida. Si lo hago, tengo un costo, si no lo hago, tengo otro. Así de simple. Decidir que costo pagar es digno de un adulto. Y hacerse cargo de las consecuencias. No hay salida mágica.

Imagino que la amplia mayoría quiere a su celu y desea seguir andando en auto, así que…

2-¿Se puede producir energía sin modificar el ambiente?

No. No se puede. No hay manera. Toda producción de energía genera costos ambientales.

3¿-Cuál es el costo más preocupante en esta etapa histórica?

El que generan las energías que producen calentamiento global. Básicamente todas las que queman combustibles fósiles como petróleo, gas, etc.

Pero también las que necesitan mantener una base de energía fósil como las llamadas limpias, la solar y la eólica. Si, escuchaste bien. La solar y la del viento necesitan mantener prendidas en piloto máquinas quemando combustibles, para cuando se va el sol o frena el viento. Al no producir de manera constante y al no haberse desarrollado una forma lógica y económica de almacenar la energía producida, necesitan un respaldo que genera calentamiento global. En este sentido es interesante el desarrollo del llamado hidrógeno verde, que serviría para almacenar energía. Claro que tiene algunas complicaciones con el uso del agua. Se verá.

Entonces…

4- ¿Buscamos la energía en la generación hidroeléctrica?

No es tan sencillo.

A- No sobran los ríos lo suficientemente caudalosos como para seguir haciendo represas.

B- Los daños ambientales que resultan de inundar una región para poder generar energía, no son menores. No solo en el impacto directo con las especies que lo habitan, también con los cambios de humedad y régimen pluviométrico que se produce.

5-¿Y la energía nuclear?

Tiene mala prensa. Pero no se debe descartar.

Requiere una inversión inicial muy costosa pero es la industria más controlada internacionalmente con estándares de seguridad muy por encima del resto.

La experiencia nuclear iniciada por Perón hace ya más de 70 años, ha dado resultados muy positivos en nuestro país. Actualmente produce un 8 % de la energía del país. Puede duplicarse o triplicarse, ya que es la más limpia en relación al calentamiento global.

6-¿Que recomiendan los entendidos en la materia, para evitar que la energía nos condene a la desaparición de la especie?

Diversificación.

Si, un poquito de cada cosa, cuestión de no impactar de lleno en un único punto dándole al ecosistema la oportunidad de regenerarse.

Ir aflojando con los combustibles fósiles, desarrollando las mal llamadas energías limpias, investigar el hidrógeno verde, avanzar con el plan nuclear. Dejar de usar tremendas camionetas 4 x4 en la ciudad, que además de quemar mucho combustible son “mersas”. Ya se sabe, “el lujo es vulgaridad”. Pensar qué necesidad de tener tantos aviones volando al mismo tiempo, para ir de compras a Miami etc. etc. etc.

7- Final

Todo lo que se haga debe ser debatido. Debe analizarse. Evitar prejuicios por un lado e irresponsabilidades por el otro. Es imprescindible obtener la Licencia Social. Que cada ciudadano esté bien informado acerca de cómo seguir la marcha.

La tensión entre desarrollistas y ecologistas quizá necesite una salida salomónica. Un poco y un poco, sabiendo que en la vida todo tiene un costo y es de adulto elegir que costo pagar. Pero en un mundo de panelistas indignados, seguramente será difícil ponernos de acuerdo.

Por ahora, te lo dejo pensar.

Compartí tu aprecio

Un comentario

Deja un comentario