Caminos

4 de Septiembre. Día Nacional del Inmigrante. Nota de Jorge Elbaum

Nací en África. Migré. Fui polizonte. Me escapé. Estuve escondido en Persia. Dialogué trashumantes. Mis padres buscaron toda su vida la tierra de promisión. Una vez alcancé un horizonte que luego me quitaron. Fui inquilino. Estuve en situación de calle. Supe del trabajo en otro idioma. Me miraron con desconfianza. El rechazo fue mi emblema. A veces me puse malo. Me resistí a convertirme en la basura con que me equiparaban. Me acusaron de crímenes que nunca cometí. Me señalaron. Fui escoria. Se rieron de mi por mi ropa. No les gustó mi olor después de la jornada laboral. Nunca pude incorporar ese acento. Llegué a sentir vergüenza de mi color de piel. Estuve preso. Fui anotado en las listas de los extranjeros. Bebí mi miedo a sorbos de noches. Disimulé mi origen. Viví en pensiones con ruidos de roedores o de llantos. Encontré protección en algunos brazos de una tierra esquiva. Tuve miedo de que me encontraran y me expulsaran. Me escondí. Tuve hijos. Me sentí orgulloso de que mis hijos tengan Matria/Patria. Pero sigo migrando en otrxs. El camino fluye. Atraviesa el gran viaje de los humano. No concluye. 

Compartí tu aprecio

Deja un comentario