Categorías
Política Videos

La violencia del poder real

Desde hace dos siglos quieren ubicar a los sectores populares en el lugar de la barbarie para quedarse con el título de nobleza cultural de dueños de la civilización. En la última semana, en el obelisco, mostraron los verdaderos rasgos. Son los propietarios de la violencia.

La violencia del poder real, video de Jorge Elbaum







¿Te gustó?  Compartilo 👇

WhatsApp
Telegram

2 respuestas a «La violencia del poder real»

Lo apuntado por Elbaum muestra el salvajismo de los supuestamente bien considerados socialmente .
El salvajismo en Latinoamérica , con su lógica proyección en Argentina , es producto de la nefasta colonización española . Básicamente se busca que perdure el status quo que hizo de Latinoamérica la región más desigual del mundo .
La apelación de Elbaum a marcar claramente la diferencia con estos forajidos , mostrándonos , visualizandonos como una gran masa de paz , es más que comprensible desde lo racional , pero en los hechos creo que no servirá de mucho , porque los medios opresivos validan social y culturalmente a estos forajidos .
Esta horda de fanáticos y fanáticas que combatimos no aceptan otra devolución que lo que propician : la violencia .
Los modales , las formas , no van con estos descerebrados . Son como quienes se hacen los guapos hasta que se los frena duramente .
Necesitan eso . Piden eso , porque son masoquistas .
Son como esos pervertidos que en la intimidad se disfrazan de mujeres ,con trajes de cuero , y dicen : » Pegame y llámame Marta » .

Co todo mi respeto Sr Sejas ¿no le parece que ya han pasado muchos años, como para seguir quejándonos del colonialismo español? ¿No le parece que tenemos edad ya como nación para ver que el problema es otro y que sus responsables nos vienen gobernando desde el siglo XIX? Pensar en los virreyes sin mencionar a Macri, Menem, la dictadura, las demás dictaduras y así hasta 1810 es no darse cuenta de que el enemigo lo tenemos dentro y es ese enemigo el que cultiva la violencia y la pobreza y otras lindezas que nos imponen en un país que tiene riquezas y capacidad humana para vivir mucho mejor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *